* Qué es la Comprobación Ambiental

Se trata del trámite o serie de trámites que, en el seno del procedimiento de una autorización municipal de apertura o actividad, determina las condiciones de protección ambiental a las que deben sujetarse cualesquiera instalaciones o actividades que puedan ser causa de molestias, riesgos o daños para las personas, sus bienes o el ambiente.

La idea que subyace en la técnica de la Comprobación Ambiental es, por tanto, que los Ayuntamientos incorporen a la licencia de apertura de actividades no sujetas a otro tipo de control ambiental una comprobación que valore la incidencia en el ambiente de las operaciones que se pretenden autorizar. También se sujetarán los proyectos de modificaciones sustanciales, reforma, transformación y ampliación de actividades que ya hayan sido sometidas a Comprobación Ambiental.

* Por qué se lleva a cabo

La comprobación ambiental se define como una especie de cláusula de cierre del sistema de control ambiental, de manera que aquellas actividades no sujetas ya a Autorización Ambiental Integrada o a Evaluación Ambiental pudieran ser sometidas al examen de su incidencia ambiental.

* Marco regulador

Publicado en el año 1925, el Reglamento y nomenclátor de establecimientos incómodos, insalubres y peligrosos vino rigiendo en esta materia en su integridad, hasta que por Orden del Ministerio de la Gobernación de 13 de noviembre de 1950 se derogó dicho nomenclador, estableciéndose nuevas orientaciones en cuanto a la calificación de las industrias, que dejó de hacerse según moldes rígidos, para llevarse a cabo un criterio más realista.

Siguiendo la orientación iniciada por la citada Orden ministerial se elaboró el Reglamento de Actividades Molestas, Insalubres, Nocivas y Peligrosas (RAMINP), aprobado por Decreto 2.414/1961, de 30 de diciembre, con la finalidad de controlar el problema de las actividades industriales que siendo necesarias para la economía del país podían producir molestias o suponer un peligro o una perturbación para la vida en las ciudades. Este Reglamento se refiere ya no a «establecimientos o industrias» como hacía el de 1925, sino a «actividades», término más amplio y comprensivo; sustituye el calificativo de «incómodas» por el de «molestas» y añade el concepto «nocivas» para las actividades que, sin ser insalubres, pueden originar daños a la riqueza agrícola, forestal, pecuaria y piscícola. Además, en su Anexo I incorporaba un nomenclátor (no limitativo, como en la regulación de 1925) de actividades.

Con la paulatina incorporación del acervo comunitario de protección ambiental a nuestro ordenamiento jurídico a partir de 1986, el contenido del RAMINP fue progresivamente viéndose desplazado por otras normas legislativas más específicas, hasta ser formalmente derogado por la Ley 34/2007, de 15 de noviembre, de Calidad del Aire y Protección de la Atmósfera. No obstante, la derogación que se llevó a cabo no fue total, sino que surtía efecto únicamente en aquellas Comunidades Autónomas que tuvieran aprobada una regulación sobre el tema, y en tanto no se regulase por las demás; lo que no ocurrió en Cantabria, al encontrarse ya promulgada la Ley 17/2006, de 11 de diciembre (BOC del 21), de Control Ambiental Integrado, en cuyo Título IV (artículo 31. y siguientes) se regula esta cuestión.

* Órgano que la lleva a cabo

El artículo 7.3 de la Ley de Cantabria de Control Ambiental Integrado establece que la Comprobación Ambiental es competencia de la Comunidad Autónoma de Cantabria y se ejercerá a través de la Comisión para la Comprobación Ambiental, órgano colegiado creado por dicha norma para emitir el informe de Comprobación Ambiental, una vez llevado a cabo el análisis de los expedientes remitidos por los Ayuntamientos para la tramitación de este procedimiento.

Su composición y régimen de funcionamiento se concretaron en el Decreto 19/2010, de 18 de marzo (BOC del 31), por el que se aprueba el Reglamento de la Ley de Cantabria 17/2006. Los miembros de la comisión se establecen en el artículo 70.2:

  1. Presidente: El Consejero con competencias en materia de medio ambiente o persona en quien delegue. [La presidencia se encuentra delegada en el Director General de Medio Ambiente por resolución de 1 de septiembre de 2011 (BOC del 12)].
  2. Secretario: Un funcionario de la Dirección General de Medio Ambiente.
  3. Vocales Permanentes:
    • Director General con competencias en materia de Biodiversidad.
    • Director General con competencias en materia de Cultura.
    • Director General con competencias en materia de Industria.
    • Director General con competencias en materia de Salud Pública.
    • Director General con competencias en materia de Ganadería.
    • Director General con competencias en materia de Pesca y Alimentación.
    • Director General con competencias en materia de Ordenación del Territorio.
    • Director General con competencias en materia de Urbanismo.
    • Director General con competencias en materia de Vivienda.
    • Director General con competencias en materia de Turismo.

Todos los Directores Generales pueden delegar la asistencia en personal a su cargo, que es lo que suele ocurrir en la práctica.

También cuatro representantes designados por la Federación de Municipios de Cantabria en representación de los municipios cántabros. Dos de los municipios de más de 50.000 habitantes y otros dos del resto.

Además, en cada reunión de la Comisión un representante del municipio competente para aprobar cada proyecto, podrá intervenir, con voz pero sin voto, en el momento oportuno que corresponda conforme al orden del día de cada reunión.

En cada propuesta que se trate en el orden del día, intervendrán como ponentes los funcionarios de la Dirección General de Medio Ambiente que hayan estudiado cada proyecto.

Finalmente, un Letrado de la Dirección General del Servicio Jurídico actuará como asesor, con voz pero sin voto.

El Decreto 19/2010 también hace referencia a que la Comisión para la Comprobación Ambiental, podrá verse asistida por cuantas ponencias técnicas se creen en su seno. Sin embargo, desde sus comienzos viene operando una única Ponencia Técnica, presidida actualmente por el Jefe del Servicio con competencias en autorizaciones y permisos ambientales de la Dirección General de Medio Ambiente; y actuando como secretario el que lo sea de la Comisión para la Comprobación Ambiental.

Son ahora vocales permanentes:

  • Un representante de la Dirección General con competencias en materia de Industria.
  • Un representante de la Dirección General con competencias en materia de Salud Pública.
  • Un representante de la Dirección General con competencias en materia de Ganadería.
  • Un representante de la Dirección General con competencias en materia de Vivienda.

E intervienen, asimismo, como ponentes, con voz pero sin voto, personal funcionario técnico y jurídico de la Dirección General de Medio Ambiente.

* Sobre qué actividades se aplica

En el Anexo C de la Ley de Cantabria 17/2006 se enumeran actividades que se considera que tienen incidencia ambiental significativa, pero esa enumeración no tiene carácter limitativo, siguiendo la estela del RAMINP. Por ello, además de los proyectos enumerados en el Anexo, los Ayuntamientos tienen potestad de someter a Comprobación Ambiental otros proyectos cuando consideren, motivadamente, que pueden tener incidencia ambiental significativa.

Las actividades se distribuyen actualmente en 34 grupos:

  1. Acuicultura, ganadería y actividades de los servicios relacionados con las mismas.
  2. Industria de productos alimenticios y bebidas.
  3. Industria del tabaco.
  4. Industria extractiva y energética.
  5. Fabricación de textiles y productos textiles.
  6. Preparación, curtido y acabado del cuero; fabricación de artículos de marroquinería y viaje.
  7. Industria de la madera y del corcho.
  8. Industria del papel.
  9. Edición, artes gráficas y reproducción de soportes grabados.
  10. Industria química.
  11. Fabricación de productos de caucho y materias plásticas.
  12. Fabricación de otros productos de minerales no metálicos.
  13. Metalurgia.
  14. Fabricación de productos metálicos (cuchillería y cubertería, herramientas y ferretería).
  15. Industria de la construcción de maquinaria y equipo mecánico.
  16. Fabricación de máquinas de oficina y equipos informáticos.
  17. Fabricación de maquinaria y material eléctrico.
  18. Fabricación de material electrónico.
  19. Fabricación de equipo e instrumentos medico-quirúrgicos, de precisión óptica y relojería.
  20. Fabricación de vehículos de motor, remolques y semirremolques.
  21. Fabricación de otro material de transporte (ferrocarriles, aeronaves y motocicletas).
  22. Otras industrias manufactureras (artículos de joyería, orfebrería y platería; instrumentos musicales; artículos de deporte; juguetes).
  23. Reciclaje
  24. Depuración de agua.
  25. Talleres de mantenimiento y reparación de vehículos de motor.
  26. Almacenamiento y venta de productos inflamables y/o combustibles.
  27. Hostelería.
  28. Actividades anexas a los transportes (manipulación y depósito de mercancías).
  29. Telecomunicaciones.
  30. Estacionamiento de vehículos automóviles.
  31. Actividades médicas y veterinarias (incluidos los tanatorios)
  32. Actividades recreativas, culturales y deportivas.
  33. Actividades diversas de servicios personales.
  34. Otros proyectos.